Humillación a líder criminal en Penal de Nuevo León pone en jaque de nuevo al Gobierno Bronco

Por Vocifero

De nueva cuenta el penal del topo chico pone en jaque al Gobierno de Nuevo León, pues ahora la publicación de dos vídeos en redes sociales, en donde se humilla a los internos, comprueba que el control de los mismos lo siguen teniendo los reos y no las autoridades.

La tarde de este martes en la página de  Facebook “México Código Rojo” se publica como los reos presuntamente del Penal del Topo Chico(entre ellos un delincuente apodado “El Muletas” detenido hace poco) son humillados cuando se les pone a limpiar el piso desnudos y bajo las ordenes de otros internos.

17274788_10154195922317397_223687702_n

Sin embargo existe otro vídeo mucho mas explicito, en donde se le obliga a un recluso a realizar sexo oral a otro interno, siendo grabado a través de un celular.

Ambas imágenes demuestran que los Penales de Nuevo León no son el paraíso que presumieron las autoridades apenas el año pasado, en donde más de medio centenar de reos fueron asesinados, por  lo que ahora la humillación de un interno vinculado con la delincuencia organizada podría desencadenar en más muertes al interior del penal del Topo Chico.

Horas después de la publicación hecha por “México Código Rojo”, se registró una movilización por parte de las autoridades al interior del Penal del Topo Chico Chico, sin embargo hasta el momento no se ha dado ninguna versión oficial acerca de esta movilización.

Mientras que en el Penal de Apodaca se realizó un operativo para detectar armas o drogas.

En ocasiones anteriores tanto la Comisión Estatal de los Derechos Humanos como la Comisión Nacional, han advertido que los centros de readaptación social no cuentan con las medidas suficientes para garantizar el control de los mismos, sin embargo al parecer no han encontrado eco en sus recomendaciones.

Incluso los administradores de la red social aseguran que el Gobierno de Nuevo León ha intentado bloquear la publicación de al menos uno de esos vídeos, pero advierten que no lo permitirán.

Lo malo del cuento es que si el Gobierno no controla a los delincuentes que están adentro de los penales, mucho menos a los que andan sueltos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *