Reconoce Monterrey labor del Comandante Andrés Molina post mortem, con la Medalla al Mérito Cívico “Diego de Montemayor”

Contraportada // Redacción

En el marco del 422 Aniversario de la Fundación de la ciudad, el Ayuntamiento de Monterrey entregó este jueves post mortem, la “Medalla al Mérito Diego de Montemayor” al Comandante de Bomberos, Andrés Molina Irigoyen.

El acto se llevó a cabo en una Sesión Solemne de Cabildo, encabezada por el Alcalde Adrián de la Garza Santos, a la que también asistió Gerardo Guajardo Cantú encargado de Despacho de la Coordinación Ejecutiva de la Administración Pública, así como representantes del poder legislativo, del Ejército Mexicano e integrantes del gobierno municipal.

Esta presea es la máxima distinción que otorga la autoridad municipal a ciudadanos destacados en diferentes ámbitos, como el empresarial, cultural, educativo y social.

De la Garza Santos entregó la presea y el reconocimiento a Argelia Molina Alonso, hija del Comandante Emérito Andrés Molina, quien durante 54 años prestó sus servicios al cuerpo de bomberos.

“La familia debe de sentirse muy orgullosa, debe de sentirse realmente muy privilegiada de haber tenido un hombre como el comandante Andrés Molina, porque al final, toda la sociedad regiomontana, y el día de hoy lo estamos haciendo, se lo reconocemos, se lo apreciamos, y que sea también ejemplo de fuerza para todos aquellos hombres que forman parte del cuerpo de bomberos”, dijo el Alcalde.

En representación de la familia, su hija Alma Molina, agradeció a la autoridad municipal por honrar la memoria y el trabajo de su padre con este galardón.

“Estamos muy agradecidos, en nombre de mi familia queremos agradecer al Cabildo de Monterrey por haber considerado a mi padre para recibir este reconocimiento, el hecho que hoy se le reconozca con esta medalla tan importante, nos da muchos ánimos y nos deja un gran ejemplo a seguir”, apuntó.

En la ceremonia, se proyectó un vídeo que narró su carrera como apagafuegos y los logros alcanzados a lo largo de su trayectoria.

La “Medalla al Mérito Diego de Montemayor”, se instauró en 1981 siendo alcalde Pedro F. Quintanilla. La primera entrega se llevó a cabo un año después.

La presea se otorga cada 20 de septiembre dentro de los festejos organizados para conmemorar el aniversario de la fundación de la ciudad.

El emérito comandante falleció el pasado 1 de septiembre a los 79 años de edad dejando un legado de solidaridad a la comunidad regiomontana.

Andrés Molina Irigoyen prestó servicio a la comunidad durante 54 años como bombero, participando en acontecimientos históricos como los huracanes ‘Gilberto’ en 1988 y ‘Alex’ en 2010, además de los rescates de empleados de Pemex durante el incendio de la planta San Rafael a finales de los años 80.

También participó en los operativos de rescate tras el sismo de 1985 en la Ciudad de México, motivo por el cual en 1986 fue condecorado por el entonces presidente Miguel de la Madrid

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *